Formación , Valores, Principios, Responsabilidad
  • CIDE desde 1966

  • Inicio
  • /General
  • /TABLAS EN “LOS PINOS” C.E. ALAIOR 0 – C.D. CIDE 0
TABLAS EN “LOS PINOS”  C.E. ALAIOR 0 – C.D. CIDE 0

TABLAS EN “LOS PINOS” C.E. ALAIOR 0 – C.D. CIDE 0

 

Jornada 2 de la Liga Nacional Juvenil y el caprichoso calendario determinó que ya tocaba el primer desplazamiento fuera de la isla. El Cide visitaba un campo histórico de la isla hermana, “Los Pinos” en Alaior, Menorca, donde esperaba ansioso un recién ascendió con el objetivo de obtener sus primeros puntos tras su derrota en Inca la semana pasada. El partido acabó en tablas y sin goles, 0-0. Al final de un partido como el del sábado por la tarde, te puedes lamentar por las ocasiones falladas o pensar que, si no puedes ganar, al menos consigue un empate. Personalmente, opto por la segunda opción.

El partido empezó según lo previsto, el Alaior, que sabe que el objetivo de la salvación pasa por hacerse fuerte en su campo, empezó muy intenso, vamos si lo hizo. A los escasos segundos de arrancar el encuentro el cancerbero Damián de los colegiales ya salvaba un uno contra uno que, si no fuera por su brillante intervención, hubiera supuesto el 1-0 para los locales. Esa declaración de intenciones, el nerviosismo visitante, la presión del público, el nuevo dibujo sobre el campo de los colegiales o … vaya usted a saber qué provocaron que el Cide no entrara nada bien al partido. En los primeros minutos, cada pérdida de balón suponía peligro en la portería de Damián. Sin embargo, la falta de puntería de los locales hacía que esas ocasiones acabaran en nada. El Cide, en esa primera parte, fue de menos a más. Cuando la sala de máquinas empezó a funcionar en el Cide, el balón llegó al área local con cierto peligro. La tuvieron para inaugurar el marcador en varias ocasiones Marco Jaume, Biel Ramis y Alberto Sánchez pero no acertaron y el cancerbero local, Samuel Llambias, empezó a mostrar que va a ser un jugador clave para el Alaior. Mediada la primera parte los colegiales cambiaron el dibujo intentando mejorar su flanco derecho que se había mostrado como la parte más débil de su defensa. El cambio funcionó y el dominio, si cabe, se incrementó pero el gol visitante no llegaba. Iban pasando los minutos y los cancerberos cada vez tenían menos trabajo. Las dimensiones del campo y la intensidad del rival, no permitían al Cide triangular con comodidad en el centro del campo, no fluyó el balón en esa zona como en otras ocasiones. El Alaior con sus armas, balón parado, futbol directo, segundas jugadas, … lo intentó pero tampoco inquietó a Damián. Un detalle con las jugadas a balón parado. Un fuera de banda cercano en al área del Cide se convertía en un saque de esquina gracias al potente saque del lateral derecho local, Miguel Ángel Roldán, que tanto sacaba desde su banda como de la banda zurda. Eso sí que es fe en la estrategia. Lo dicho, acabó la primera parte en tablas en el marcador.

En algunos aspectos, la segunda parte fue muy similar a la primera. Los locales, después de cargar pilas en el vestuario, volvieron a entrar en el partido muy enchufados. Intensidad defensiva, robo y transición rápida era su estrategia para buscar la victoria. Con los minutos el Alaior se fue diluyendo y el Cide empezó a mandar cada vez más en el encuentro. Pascual Pomares, el debutante entrenador visitante, empezó a mover su banquillo. Fueron entrando Miguel Ángel Ródriguez, David Herreros, Jose Luis Carmona y Alfredo Rodríguez. Los cambios dieron su fruto, en especial, los dos primeros. Miguel Ángel Rodríguez desbordó y llegó mucho por su banda derecha. David Herreros mostró su izquierda espectacular sobre todo a balón parado. De hecho, la tarjeta de presentación de Herreros fue una falta directa que no entró por poco, una asistencia de saque de esquina a Pau Mateu cuyo testarazo no entró por rebotar en un contrario y otro saque de esquina que no fue gol olímpico porque el asistente no vio como claramente el balón entró tras estrellarse en el larguero, el vídeo del partido no deja lugar a la duda. Antes de todas estas ocasiones Alberto Sánchez hizo una vaselina con un giro de tobillo impresionante que tampoco entró por el paradón, de nuevo, del cancerbero local. Se iban consumiendo los minutos y el 0-0 parecía inamovible  en el marcador electrónico de Los Pinos. El final del partido fue eléctrico, tras una entrada durísima de Jaume de la Fuente a Alberto se montó una tangana considerable que acabó con varias amarillas. Estábamos ya en los minutos de descuento pero el colegiado consideró que la falta contra los locales debía lanzarse. David Herreros mete el balón en el área y el ímpetu del defensa local provoca un penalti. El colegiado marca el punto fatídico, estábamos ya en el minuto 92. Alberto Sánchez, a quien habían hecho la falta, toma la responsabilidad de lanzar la pena máxima. El ariete opta por lanzar fuerte y por el centro a media altura y, con el gran portero local ya batido al haberse vencido a su izquierda, éste estira la pierna derecha en la caída y consigue despejar el balón, el rechace llega a Miguel Ángel Rodríguez cuyo remate algo forzado es despejado de nuevo, por el héroe local, Samuel Llambias. No hubo tiempo para más. Final del partido.

En resumen, y como explicábamos al principio, pudo el Cide sacar más de esta primera visita a la preciosa isla menorquina pero no pudo ser, un punto es un punto, esta liga es muy larga y lo importante es ir sumando. Agradecer desde aquí al C.E. Alaior las facilidades y comodidades para con los foráneos que nos acercamos al campo de Los Pinos, unos señores que, con los tiempos que corren, es de agradecer.

Enlace al acta del partido:

http://www.ffib.es/Fed/NPcd/NFG_CmpPartido?cod_primaria=1000110&CodActa=466475&cod_acta=466475